Comienza el 2017

La creencia común es qué, al iniciar un nuevo año podemos comenzar de nuevo… ¿Qué tan cierto es esto?.

La verdad es que, cada día que despertamos lo podemos hacer, sin embargo la energía que se transmite al saber que un ciclo se cierra (como lo es un fin de año). Es tan fuerte que llena las expectativas y clarifica nuestros objetivos.

Así que si necesitabas un poco de motivación para comenzar este año 2017, la tienes frente a ti, ahora mismo. Mírate al espejo y sonríete a ti mismo que te lo debes. El año está lleno de incertidumbre pero también lleno de oportunidades. Mejora y has que valga la pena todo lo malo que has pasado.

Mis consejos para este año son:

– Escribe más: Coge una pequeña libreta y escribe… sobre lo que quieras, esas palabras quedarán plasmadas por siglos y tu descendencia sabrá lo que pensabas y aprenderán de ello. Expresa tus palabras. Verás como te motivan!!

– Fija nuevos objetivos: No pierdas de vista tus objetivos a largo plazo. Pero si que puedes hacer espacio para nuevos que no requieran mucho tiempo para realizarlos. ¿Buscas nieve? ve por ella… ¿Buscas Playa? ve por ella… !!!

– Deshazte de lo que no sirve: Tanto material, sentimental y mentalmente, lo que ocupe espacio en tu vida que sólo esté estorbando, hazlo a un lado. No quiere decir que haciendo esto seas mala persona, después de todo es como dejarle de tomar importancia a algo que no puedes cambiar.

– Menos creencias populares, más sentido común: La gente cree que sabe lo qué es mejor para ti, cuando eso no es cierto, deja de ser como todos los demás. Sigue a quienes usan el sentido común y a los que triunfan en la vida, mejora para ti y no por lo que los otros dicen. No hagas caso a este post por completo, toma lo mejor para ti.

Excelente inicio de año a todos!!!

México, Negro 2017

Al finalizar este año 2016, me he percatado de que las cosas en mi país de origen, (y digo de origen porque no pretendo que sea el de destino) .  Están encaminadas hacia un caos social inminente.

No quisiera hacer ver este post hacia un lado preferencial de ningún ángulo politico, sino enfocarlo a lo social, a lo psicológico y a lo objetivo de la situación.

Vivo en un país en donde los valores están por los suelos, donde nuestra cultura ha desaparecido y ha mutado a una serie de creencias o pseudo creencias las cuales hacen ver a todos como enemigos. Y en donde el interés de las personas por cosas que realmente importan pasa desapercibido.

El 2016 termina con una introducción a lo que viviremos no solo en el 2017, sino en los años que vienen. Personas interesadas por escándalos y chismes, cualquier tipo haciéndose famoso por hacer “wuuu” y fiestas de quince años que son más conocidas que la misma historia y personajes importantes del pasado… incluso más conocidas que las tablas de multiplicar o la ortografía en si.

Lamento escribir estas palabras, ya que he visto que la mayoría de las personas en este país tan decadente están conformes con lo que viven, secuestrados en nuestros propios hogares. Sin poder viajar por miedo a sufrir asaltos en las carreteras, por miedo a los grupos delictivos que cada vez son más, y que ahora agregan en sus filas a la policía misma.

Si tu vives en un país diferente a México y lees esto, considerate muy afortunado…

He visto desde pequeño como se ha ido transformando todo. Aun recuerdo cuando hace 15 años no había miedo para viajar, no existía el miedo para ser… ahora todo es diferente… Todo está mal.

Pero… ¿Qué podemos hacer?.

Todos los días me pregunto lo mismo, sin ver una respuesta obvia, que suele ser la mejor y la correcta en muchas ocaciones. Lo único que podemos hacer es aguantar… por ahora… en lo que se tiene una oportunidad para escapar… Porqué no es suficiente que uno sea mejor persona, es imposible limpiar una mancha que lleva años impregnada con una sola gota de agua.

Lamento también el hecho de estar viviendo esta situación en un lugar donde he pasado la mayor parte de mi vida…

Si te sientes identificado con esto, te lo agradezco, pues es dificil también ver como lo demás se derrumba y ser sólo el espectador, con las ganas de cambiar las cosas pero sin el poder para hacerlo.

Saludos

¿Qué está pasando con la inteligencia de los seres humanos?

Somos seres extraordinarios, capaces de crear y de hacer cosas inimaginables, avanzamos a grandes pasos tecnológicamente y hoy en día más que nunca la información a la que tenemos acceso es basta y con grandes matices, a un click de distancia.

Pero últimamente me he visto motivado a exponer que es lo que yo pienso sobre la inteligencia humana. Esto por observar conductas como los “mannequin challenge” o modas de las redes sociales. Los seres humanos somos muy inteligentes a comparación de otras especies que habitan nuestro planeta, sin embargo no todos y podría aventurarme a decir que la gran mayoría, no suelen hace ruso de dicha inteligencia en su vida diaria, sino que para colmo, la evitan.

Y digo la evitan porqué como ya he hablado anteriormente, el sistema y el modo de vida en el que vivimos encaja perfectamente con la pereza. No sólo física, sino que ahora gracias a las redes sociales, tendencias absurdas y creencias falsas… también lo hace mentalmente.

Veamos… Según nuestra amiga Wikipedia, la Inteligencia es la capacidad de pensar, entender, razonar, asimilar, elaborar información y emplear su uso de manera lógica. Esto para resolver alguna situación o para actuar de determinada manera ante alguna situación.

Hasta ahora vamos bien. El ser humano ha buscado maneras lógicas, creativas, eficientes y razonables para resolver sus problemas o situaciones.

Sin embargo, el creer que todo está resuelto nos lleva al problema que me planteo. Es como el haber llegado a un punto critico o de inflexión donde el único camino que nos queda por recorrer sea hacia abajo.

Las personas tienden a dar por hecho que la mayoría de las situaciones que se les presentan, o de los acontecimientos que viven ya tienen solución. Es por ello que el pensar en nuevas cosas, el actuar o querer algo diferente se les hace prácticamente imposible.

No hablo de la mayoría de las personas ya que gracias a aquellas mentes brillantes de todos nuestra época, yo puedo transmitir mis ideas por este medio y tú puedes leerlas desde la comodidad de tu casa.

Tendencias sociales, que hacen eco de la falta de inteligencia emocional de la gente hoy en día es el resultado de esta falta de estímulos nuevos, de la falta de desafíos y de la pobreza y la degradación de la comunicación 2.0. Es por ello que cosas como “Lady wuuu” llegan a ser tendencia en cuestión de días. Pero que a nadie le preocupa sobre los problemas económicos que se viven y el cómo evitarlos. O las posibles tormentas solares y que efecto tendrían en la vida diaria de millones de seres humanos.

Es tan fácil ser envueltos por cosas tan “estúpidas” porqué no representan dificultad para procesar. ¿Será a caso que nos estamos volviendo tontos a propósito? o ¿Será que quienes mueven los hilos del mundo lo quieren así?.

Viéndolo de manera un poco mas objetiva, una sociedad o grupo con menos inteligencia que la que poseen los gobernantes o amos del grupo. Es mucho más fácil de manipular, más dócil. Moldeable y manejable ante cualquier situación.

Al final la única pregunta que me queda por hacer es… ¿Hasta donde llegaremos en este grado de falta de “inteligencia” ?

Un gran saludo a todos los que aún creen que los seres humanos somos capaces de mucho más.

¿Por qué el Búho?

El búho es uno de mis animales favoritos, no se si ya hayas notado que el logo de mi sitio es un búho, bueno aquí te doy una lista de 8 datos interesantes sobre estos grandiosos animales y el porqué lo elegí como imagen para representarme.

buhos1.jpg

1.- Los búhos son aves de rapiña

Los búhos se alimentan de una amplia variedad de mamíferos, aves, insectos y reptiles. Los búhos no mastican a sus presas.

2.- La estructura del pie del búho está diseñada para capturar a sus presas

Tienen dos de sus dedos hacia adelante y 2 hacia atrás. Esto les permite sostener a sus presas con mayor facilidad.

3.- La mayoría de los búhos son nocturnos pero no todos

Estas aves son activas durante la noche, o incluso algunas especies (como los búhos pigmeos) son activos por la mañana o por el atardecer. Y algunos (como el tecolote llanero y el búho de orejas cortas)  son activos durante el día.

4.- Los ojos de los búhos se encuentran fijos en sus cuencas

Los búhos no pueden mover sus ojos tan facilmente, lo que significa que deben girar la cabeza para ver todo en una dirección diferente. Lo cual les da una visión binocular bien desarrollada.

5.- Los búhos pueden girar su cabeza

135 grados en cualquier dirección y puede ver detrás de sus propios hombros, con un campo de visión de 270 grados en total.

6.- Las plumas de los búhos están especialmente adaptadas para el vuelo en silencio.

Los búhos han desarrollado adaptaciones especiales que les permiten reducir al mínimo el sonido que les hace al batir sus alas, de esta manera sorprender a sus presas cuando atacan.

7.- Los búhos tienen una gran variedad de vocalizaciones.

Esto para hacer notar a otras aves tanto el llamado familiar, la declaración territorial, etc.

8.- Los búhos suelen ser solitarios.

Con un sentido de individualidad muy firme y con lazos familiares muy fuertes.


Así como estas aves me adapto al ambiente y trato de sacarle provecho a todo lo que me rodea, superando los obstáculos a costa de otros (si suele sonar muy agresivo) pero en realidad es lo que todos hacen solo que yo no lo oculto.  Así como los búhos me considero alguien que se aferra a las posibilidades de manera justa y eficaz.  Los horarios de los búhos son muy específicos así como yo tengo mis horarios muy marcados para todas mis actividades

261783-owls-flying-owl.jpg

Entre estas características especiales de estas aves me encanta la manera en la que perciben el mundo, y en la que se comunican. Considero que son unos animales muy sinceros y muy sigilozos. Además de saber bien como y cuando hacer las cosas. La inteligencia que tienen los búhos jamás me dejará de sorprender.

No puedes cambiar a los demás

Innumerables veces quise o pretendí cambiar a las personas, lo cual no es para nada sano ni recomendable. Después de años intentándolo sólo te das cuenta de que es algo imposible, porque nadie cambia porque se lo digan, uno cambia porque quiere y ya.

Y no hablo de el adoctrinamiento de masas, en que dios o religion creer, ni que gustos tener. Sino a lo que define a alguien como persona en sí. El como reaccionan las personas ante una situación determinada.

Es imposible cambiar de manera notable por lo menos lo que alguien estaría dispuesto o no a hacer por ti o por alguna situación.

Para personas que han estado luchando contra la corriente, intentando cambiar las cosas como yo, les tengo una mala noticia, no se va a poder. Y esto es por una simple razón, quizás la más básica en el comportamiento humano. La importancia que se le dan a las cosas.

Si a ti no te importa algo o no te interesa, bueno simplemente no vas a hacer algo para lograr alcanzar eso que te importa o tener eso que te importa. Todo lo contrario cuando si te interesa, cuando estás dispuesto a hacer lo sea necesario para lograrlo.

Así funciona la mentalidad de todas las personas, sólo que en caso contrario, las personas no estarán dispuestas a cambiar si no les interesa cambiar. Es por ello que es poco probable que alguien cambie de un día para otro cierta actitud o cierto comportamiento.

No vas a cambiar el país en donde vives, porqué la gente no quiere que cambie. Es imposible cambiar el curso de la marea por ti mismo, es imposible hacerle pensar a alguien que está equivocado sólo porque tú así lo piensas.

Lo único que podemos hacer y que sí es posible, es cambiar nosotros mismos…

Y tú ¿Te quejas o actúas?

A lo largo de nuestras vidas, tomamos decisiones que no siempre van acorde con nuestros propios objetivos, pero no todas las personas están consientes de que lo que hacen hoy tiene consecuencias tanto a corto plazo como a largo plazo, y desconocen la magnitud de éstas.

Es muy fácil, pero bastante fácil comenzar a quejarnos sobre lo que nos ha salido mal, lo que nos molesta y lo que no nos gusta en nuestras vidas, desde nuestra situación economica, nuestro hogar, nuestra salud, nuestro entorno, y por supuesto nuestros semejantes o las personas que nos rodean.

Pero el secreto de esta acción (como la llamo yo) es que, de alguna forma nos “libera” de cierta responsabilidad que nosotros mismos tenemos con nuestra persona, y hace más ligera la carga de nuestras decisiones construyendo un muro entre tus objetivos y tú.

Pero… «Quejarnos» ¿Realmente soluciona nuestros problemas? ¿Cambia nuestra realidad? ó ¿Sólo la empeora las cosas?…  Puede que para algunas personas estas preguntas tengan una sola respuesta y una muy obvia a decir verdad.

Quejarnos nunca ha solucionado absolutamente nada, no cambia nuestra situación, no mejora nuestra salud ni ayuda en lo más mínimo a alcanzar nuestras metas.

Pero es cierto, que en nuestra sociedad es cada vez más difícil asumir responsabilidades debido a que la falta de valores nos orilla a sobrellevar nuestros días con el más mínimo esfuerzo, deslindándonos de nuestros actos y como siempre, quejándonos de los actos de los demás.

¿Y tú? ¿Eres igual que los demás? ¿Te quejas? Ves a algún “ser humano” actuando y te quejas de sus acciones… ¿Actúas?  ¿Haces algo?

Pare de Quejarse.jpg

Y no me refiero a intervenir físicamente, agredir e imponer, porque para eso ya tenemos a nuestro querido gobierno opresor. Tampoco me refiero a no hacerte respetar o dejar que las personas se aprovechen de ti. Mucho menos a no defender lo que crees y luchar por ello. Me refiero a crear nuestra propia realidad, nuestras propias alternativas.

Nosotros no podemos cambiar a los demás, ni vivir nuestros días preocupándonos por lo que los demás puedan hacer por nosotros. Nuestro deber es con nosotros mismos y con las personas que nos importan, pero aún así, respetar los limites y dejar que ellos también hagan lo suyo para ellos mismos.

No se si es muy enredado o difícil de entender… es más como … si queremos mejorar nuestra situación actual, debemos tomar decisiones que ayuden a lograr esto. No quejarnos (Como la gran mayoría). Actuar… Ahora…

La suerte no Existe

La suerte, al ser un concepto inventado por el ser humano, es una creencia o suposición a la que le atribuimos lo que pasa a nuestro al rededor, sea bueno o malo.

Por lo general todo mundo se queja de no tener buena suerte, ¿No será casualidad?  o bien , cuando a alguien le ocurre algo “bueno” siempre le decimos  “Que buena suerte tienes” .

Si nos damos un momento para analizar llegaremos a la conclusión de que la suerte no es más que las consecuencias de lo que nosotros hacemos.

Tú no puedes presumir de tener buena salud por “suerte” o de tener mucho dinero o ser muy bueno en tu trabajo por “suerte” , las personas que han triunfado en todo el mundo lo han hecho simplemente porqué así lo han querido ellos. Pese a criticas, obstáculos, barreras, rechazos, han logrado sobre pasar todo eso y seguir perseverando para alcanzar sus metas. 

Y si es cierto que siempre existen factores externos, siempre, pero es como decir, “oh no! hubo un terremoto y mi casa se ha destruido, que mala suerte! no la reconstruiré otra vez”. Los eventos pasan, nuestra vida esta siempre en constante cambio, no podemos quedarnos estáticos ante ninguna situación en particular.

La próxima vez que decidas culpar a la suerte por algo que te ha pasado, piensa un poco en retrospectiva y verás que en algún momento, hiciste algo que tarde o temprano desencadenó lo que estas viviendo ahora.

Tenemos todo a nuestro alcance, tan sólo hace falta quitarnos el miedo que nosotros mismos nos imponemos y que nosotros mismos fabricamos.

La suerte no existe, nosotros la creamos.

Haz las cosas a tu manera

Ya bastante tenemos con tener que aguantar las acciones de personas tóxicas, agresivas y poco productivas como para tener que adaptarnos a lo que “ellos” quieren y lo que otros piensan que es lo correcto… ¿No lo crees?

Desde pequeños, se nos imponen cosas, cosas que no son lo que nosotros queremos, lo que nosotros percibimos y lo que nosotros queremos. Nuestros padres piensan que lo mejor para nosotros es vestir, querer, pensar, creer lo que tal vez para ellos lo fue en su tiempo. Pero eso está muy lejos de la realidad.

Crecemos y tenemos que actuar, y hacer lo que los demás quieren que hagamos.  Personas que en toda su vida no son mas que el producto de los deseos de otras personas. Es como si nos fabricaran por la necesidad que otros de imponer sus creencias.

Viste así, come así, esto esta bien, aquello está mal.

Sigues con tu vida y ahora tienes que seguir una serie de normas que no alcanzas a comprender del todo. Yo aún recuerdo como mis ex compañeros de escuela aspiraban todos a lo mismo. Conseguir un trabajo estable, de 8 a 8 de lunes a viernes, recibir su sueldo y vivir con ello durante toda su vida, desgastando esos preciados momentos que la vida no vuelve a regalar jamás.

Pero ¿Y si en lugar de seguir lo que los demás quieren para nosotros, hacemos lo que realmente queremos?.

Lo interesante es que si hacemos eso, podremos conseguir más de lo que imaginamos, y olvidémonos un poco de las cuestiones materiales, yo hablo de lo que realmente importa. Momentos, experiencias, gratificaciones, cosas que al final de cuentas vale más que cualquier sueldo bien pagado y cualquier puesto de cualquier empresa.

Tú eres dueño de todo lo que logras y lo que quieres lograr en tu vida, no lo desperdicies preocupándote por lo que los demás quieren para ti. Que mas da si ellos quieren que tu seas alguien, que tu hagas algo, a la única persona que debes hacer caso es a ti mismo (a) porque nadie sabe lo que realmente quieres más que tú y sólo tú.

Haz las cosas que te gustan, lo que te apasiona, lo que tú quieres, cómo tú lo quieres, cuando tú lo quieres, lo mejor para otras personas siempre será que tú estés feliz y esto sólo lo alcanzarás haciendo lo que realmente amas.

¿Vivimos en una simulación?

¿Cuántas veces has sentido que ya has vivido algo con anterioridad? ¿Cuántas veces has conocido personas que sientes que ya conocías?

Todos en nuestra vida hemos sentido ese “déjà vu” ya sea al visitar lugares que no habíamos visitado pero que sentimos que conocemos, o cuantas veces hemos estado en un lugar que te hace recordar situaciones o momentos pasados.

La realidad es un concepto muy complejo, lo cual no es posible definir al 100% , ¿Cómo puedes estar seguro de que algo es real?

301783-deja-vu

Más allá de lo que vivimos o percibimos con nuestros sentidos no podemos asegurar que algo existe. Si no lo vemos, escuchamos, sentimos, no podemos  decir que “existe”. Sin tocar temas como la religión o seres míticos como dioses o ángeles… Esta ha sido una de las preguntas que muchas veces han invadido toda mi atención. Cuando conocemos personas que se nos hacen “familiares” o cuando recordamos estar en un lugar que aseguramos conocer, o bien cuando vivimos lo que vivimos todos los días.

La idea de vivir en una simulación abre las puertas a buscar una justificación a todos estos enigmas que pocas personas percibimos, ya que esto demostraría que una inteligencia mayor crea lo que nosotros percibimos como “realidad”.

En mi opinión y aclaro… sólo la mía… la realidad no puede ser demostrada más que con lo que percibimos con nuestros sentidos, al estar atados a este plano dimensional conocido como la Tercera dimensión no podemos percibir dicha realidad de otra manera diferente. Pero de algo si estoy muy seguro. Que nosotros mismos creamos nuestra realidad.

¿Porqué dejé de ver la TV?

Ojo que es mi opinión… Si no estás de acuerdo, bueno… allá tú.

Sin adentrarnos tanto a algún tipo de tema conspiranoico, hace mucho tiempo dejé de ser víctima de la adoctrinación de las masas, tan fácil y tan sencillo como dejar de ver Televisión.

Si te estás echando las manos a la cabeza o quieres dejar de leer este post bueno… te cuento que estás muy inmerso en el sistema aún y probablemente no puedas salir tan fácilmente.

Puede ser claro, que te interese leer (Ya es ventaja porque no toda la gente lee).

La “Caja tonta” transmite lo que muchos conocemos como “Main media” – Medios oficiales o algún tipo de termino parecido. Dicho contenido está diseñado para mantener a las masas controladas, tontas, dóciles, con miedo, a la expectativa y sin voluntad para hacer algo diferente. Te dicen que debes hacer, cuando debes hacerlo, que comer, que tomar, que estudiar, que religión tener, que trabajar, que vestir… podría seguir pero es una lista enorme.

basura.jpg

No hace falta ver mucho tiempo la TV para darte cuenta. Comienzas viendo comerciales de belleza , mostrando figuras muy atractivas, modelos y estereotipos de gente, todo para venderte productos maravilla, de belleza o aparatos para hacer ejercicio en casa para que no salgas al mundo y sigas en tu cueva siendo más tonto de lo que ya eres. Seguimos con el comercial del restaurante de comida rápida o los cereales llenos de azúcar. A continuación un comercial de un tío con resfriado, diabetes, hipertensión o alguna enfermedad crónica, todo curable con los maravillosos medicamentos de «Pi en yi» o «jenoma lavs», para rematar un anuncio pagado por el mismo gobierno donde todo está muy bien, que no debes de hacer absolutamente nada, el gobierno te cuida, ve por ti, y vives en una utopía, si… que mierda!.

Las personas perciben todo con normalidad, pero si eres de ese pequeño grupo de inconformes o inadaptados, puedes darte cuenta de que algo no está bien, y es cuando comienzas a ver lo que hay más allá de las imágenes que los medios nos venden.

6218_10151190628129510_742050882_n5.jpg

Ahora ves la tremenda manipulación de este aparato sobre nosotros, comienzas a leer, a investigar por tu cuenta, a salir del sistema, a creer que hay algo más allá de esa vida de fantasía que nos prometen y del consumismo excesivo que nos rodea.

Comienzas a conocerte a ti mismo, lo que te gusta, y dejas de darle importancia a lo que todas las personas consideran como un “objetivo” o “meta” en la vida. Te das cuenta que las cosas materiales, lo que cuesta “dinero” no valen realmente tanto como lo que tu vida y las oportunidades que tienes. Dejas de aspirar a vivir una vida impuesta desde pequeño y comienzas a crear tu propio mundo tus propios objetivos, a disfrutar de la felicidad que estos medios descaradamente nos muestran como algo inalcanzable.

No fue fácil, porqué después de todo… uno nace y crece siendo esclavo y parte del sistema. Una vez que te liberas… todo es mejor, todo es real. Dejas de vivir soñando y comienzas a disfrutar…